Saltar al contenido

¿Cómo lavar una alfombra Persa y Oriental?

lavado de alfombra persa oriental

No existe un proceso estándar o único para el lavado de alfombras persas y orientales, debido principalmente a los siguientes factores:

  • Por su tipo de material, pudiendo ser elaboradas de lana, algodón, seda o una mezcla de estas.
  • Grado de conservación de la alfombra, en cuanto a cortes, agujeros, desgastes, nudos blancos y estado de sus flecos.
  • Estabilidad de sus tintes naturales
  • Grado de suciedad y tipos de manchas existente.
  • Último tratamiento realizado

En este artículo le brindaremos la guía necesaria para un a correcta limpieza, lavado y conservación de sus alfombras persas y orientales.

¿Cómo lavar una alfombra Oriental?

Un plan de acción adecuado debe considerar los siguientes aspectos:

Inspección y diagnóstico

Una inspección visual determinará el estado de la alfombra y el tratamiento específico a realizar en cuanto a: materiales, tintes, estado de conservación, cortes, agujeros, desgastes, nudos blancos y cambio de colores, estado de flecos y análisis de daños preexistentes.

Test de estabilidad de colores

El test de tintes nos asegura que no exista un sangrado de de los colores en la alfombra, y en caso de ser necesario se deberá realizar un tratamiento para fijar todos los colores en la alfombra.

Quitar el polvo y la suciedad seca

Por aspiración  y presión de aire se elimina hasta el  90% de la suciedad seca en una alfombra de este tipo.

Lavado

Dependiendo del material de la alfombra y la prueba de color se establecerá si el lavado se realizará por inmersión o con espuma seca.

Secado

El secado se lo realiza al ambiente o por soplado con aire frio.

¿Cómo conservar sus alfombras persas limpias y sanas?

 

alfombra turca persa 8994-f14
Alfombra turca persa hecha a mano

Una alfombra oriental puede ser aspirada desde el primer día y con la frecuencia que usted estime conveniente.

Los nudos tupidos de las alfombras hechas a mano no permiten el paso de polvo y suciedad hacia el piso, se limitan a depositarse sobre la superficie; por lo que, aspirar la alfombra constituye el mejor procedimiento para mantener sus alfombras limpias.

Para una correcta conservación de sus alfombras, su limpieza profunda debe realizarse entre dos y cinco años.

NO mande a lavar sus alfombras a la tintorería habitual de ropa puesto que ellos no realizan esta labor como actividad principal y suelen subcontratar con terceros este tipo de servicios.

Tampoco hay que sacudirlas porque estaríamos rompiendo poco a poco su esqueleto interior.

Conclusiones

Aunque algunas personas prefieren limpiar o lavar sus alfombra por ellos mismos, no es lo más recomendable, una limpieza segura y profunda requiere de un servicio especializado.

Si bien, esto representa una inversión económica, se garantizará la prolongación y la salud de su alfombra por varias décadas.

Ponemos a su disposición nuestro servicio de lavado de alfombras. Nuestros asesores le brindarán la información que usted necesita.